jueves, 26 de diciembre de 2013

Entrevista en La Nueva Ruta del Empleo

Hoy me han entrevistado en La Nueva Ruta del Empleo. Hablamos de Beautiful Rhodesia y de unas cuantas cosas más.

Aquí os lo dejo.


LNRE: Beautiful Rhodesia y en la foto de portada del libro, nos encontramos con el hueco que deja el disparo de una bala, entiendo que lo que vamos a leer ya no es tan beautiful ya que es una contradicción, ¿no? ¿por qué esa pasión por escribir novela negra Carlos?CE: El título tiene una explicación y no es otra que Beautiful Rhodesia es el modo en el que los blancos de Zimbabwe, sigan viviendo allí o no, recuerdan los tiempos “maravillosos” en los que ellos manejaban todos los resortes del poder económico y político del país, pese a no suponer ni el 5% del total de la población.
Respecto a mi posible pasión por escribir novela negra, eso no lo tengo tan claro. Ni siquiera tengo claro que Beautiful Rhodesia sea estrictamente una novela negra. A veces la he calificado, más bien, de novela cebolla, por las distintas capas que la envuelven. Es policíaca, sí, pero también histórica, social, política o, por qué no, romántica.

LNRE: Al leer tu novela y desde mi punto de vista, buscas una especie de confraternización pese a los colores de piel ya que el alma humana sea de un color u otro hace, crea, genera, realiza… las mismas barbaridades, ¿es así?


CE: No sé si confraternización es la palabra exacta. Sí coincido en que el hijoputismo no depende del color de la piel. Y si algo queda claro en Beautiful Rhodesia es la habilidad que tienen ciertas élites, más allá de la raza a la que pertenezcan, a mantenerse siempre arriba, en el poder, se tenga el sistema político que se tenga, gobierne quien gobierne. Y eso podemos verlo bastante cerca, no necesitamos irnos hasta África para comprobarlo.

Lee la entrevista completa aquí.

sábado, 21 de diciembre de 2013

Yasmina Khadra

Bajo este seudónimo femenino, se esconde Mohammed Moulessehoul, el novelista argelino actual en lengua francesa más conocido a este lado del Mediterráneo.

Antiguo militar, su Trilogía de Argel, compuesta por las novelas MorituriDoble blanco y El otoño de las quimeras supuso su debut en el género negro. En dichas obras, Khadra expuso claramente sus opiniones sobre el conflicto que enfrentaba en los años 90 al gobierno argelino del Frente de Liberación Nacional (FLN), progresista y laicista, con el fundamentalismo religioso encarnado por el FIS (Frente Islámico de Salvación). Este hecho, unido a su preferencia por escribir en francés en vez de en árabe, le llevaron a abandonar el ejército e instalarse en Aix-en-Provence.

Pero, sin duda, la novela que le lanzó al estrellato fue Lo que el día debe a la noche, que recreaba el Orán cosmopolita de la época colonial, en la que convivían, no siempre, pieds noirs (de origen francés, español, italiano o maltés) con árabes, bereberes y judíos.

En este 2013 se ha estrenado la versión cinematográfica, de la que os dejo el tráiler:


Los conflictos entre comunidades y la discriminación racial son el marco en el que se desarrolla esta novela que navega entre lo histórico y lo costumbrista, lo romántico y lo social, ambientada en la ciudad que vio nacer a otro novelista argelino francófono, Albert Camus, desde los años 30 hasta la independencia de Argelia en 1962.

Recientemente se ha publicado en español Los ángeles mueren por nuestras heridas, en la que, a través de la supuesta autobiografía de Turambo, un boxeador musulmán, Yasmina Khadra regresa a ese Orán colonial previo a la Segunda Guerra Mundial.



Su forma de narrar, exquisita y cercana al mismo tiempo, constituye la clave de su éxito.

No lo perdáis de vista.

viernes, 6 de diciembre de 2013

La música del apartheid

Ayer, 5 de diciembre de 2013, murió Nelson Mandela. Muchas cosas se dirán sobre su figura y su obra estos días, y poco hay que añadir.

Hoy quiero recordar la música que, durante años, sirvió para que en el mundo se conociese la lucha de su pueblo contra el apartheid.

Desde la del cantante sudafricano Johnny Clegg, con sus bandas Juluka y Savuka...



...hasta Peter Gabriel, que recordó la tortura y muerte de Steve Biko recreada en la peli Grita Libertad...



...pasando por gente de nuestra tierra, como los hermanos Muguruza con Kortatu en su inolvidable concierto de despedida en el Anaitasuna.



 
 

viernes, 29 de noviembre de 2013

El honor es una mortaja, de Carlos Bassas

Dentro de la novela negra, los americanos suelen sentir especial predilección por lo que ellos denominan novela de procedimiento, donde la mayor parte de la trama se centra en la descripción meticulosa del procedimiento forense y de otras fases que conforman toda investigación criminal.

Este enfoque no abunda en nuestra literatura policíaca pero Carlos Bassas, astuto él, sí ha sabido emplear este recurso (además con habilidad, sin cansar) para construir esta soberbia El honor es una mortaja, novela con la que se ha llevado el muy cabrito el Ciudad de Carmona de Novela Negra.

Afirma el propio autor que tiene aire de novela negra clásica, es verdad, pero al mismo tiempo sabe combinarla con elementos de la mayor actualidad para construir una historia que gira en torno a un tema eterno como es el de la venganza, lo que también le da un toque de western, quién sabe si buscando un cierto homenaje a Los siete magníficos o, para ser más exactos en su caso, a Los siete samuráis.

Porque también es una novela de homenajes, o de guiños, a las variopintas aficiones del propio Carlos, como pueden ser el fútbol, la cultura japonesa, el cine, la gastronomía y la propia literatura criminal.

Lo mejor del asunto es que, además, El honor es una mortaja amenaza con ser el inicio de una serie.

Cuenta con un puñado de personajes fabulosamente nacidos para ello.

Y con talento.

Carlos Bassas del Rey


 

martes, 12 de noviembre de 2013

Las espuelas del deseo, de Rebeca Viguri

Rebeca Viguri debutó en el mundo de la novela con Las espuelas del deseo, un libro valiente y atrevido.

Y digo valiente y atrevido porque hay quien, en una lectura superficial, podría quedarse con que se trata simplemente de una recopilación de aventuras erótico-amorosas de una treintañera en la noche pamplonesa, una noche tan parecida a la de cualquier otra ciudad.

Pero la sensación que me ha quedado a mí es otra. Por encima de esa crónica de fracasos en la búsqueda del amor, florece una colección de crítica agria a muchos aspectos de la sociedad actual, desde la presión ejercida por el entorno para emparejarse a la frivolización de las relaciones, tanto las amorosas como las de amistad. Y, además, Rebeca pone del revés a esta ciudad, gazmoña y gris pese a ciertos afanes de querer disfrazarse de modernez, análisis crítico en el que coincide con otros autores navarros contemporáneos, como Eduardo Laporte o Patxi Irurzun. No faltan, pues, las referencias a los poderes endogámicos que rigen los destinos de Pamplona y Navarra ni a los casos de corrupción destapados en los últimos años.

Si a la valentía y atrevimiento que antes mencionábamos sumamos un nada oculto afán por escribir bien, nos encontramos ante un producto excelente, no solo por lo que esta novela supone de descripción de una generación que ya ha dejado de ser joven, sino como aperitivo de lo que puede llegar a ser una brillante carrera literaria.



 

miércoles, 6 de noviembre de 2013

Entrevista en Leyendo se entiende la gente

Carlos Erice (Pamplona, 1971) es Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales.
Es autor de Beautiful Rhodesia novela ganadora del III Certamen López Torrijos, publicada por Ledoria.
También ha obtenido premios en numerosos certámenes de relatos, como el Paso del Estrecho, el de Relato Breve del Ayuntamiento de Pamplona o el MostrARTEnavarra, o este año el Relato Reino de Tartessos en Guadix (Granada).
 
  •  ¿Recuerdas las lecturas de tu infancia?
¡Sí, claro! De crío yo era muy de cómic, “Astérix”, “Tintín”, “Mortadelo y Filemón” o incluso los “Don Mikis”. Y, si hablamos de novelas, me deslumbró La isla misteriosa de Julio Verne y dos series “policíacas”, “Los tres investigadores” y “Balduino Pito, maestro de detectives”, de Wolfgang Ecke. Luego, conforme me iban saliendo granos y bigote, empecé a darle a Frederick Forsyth y Sven Hassel.
 
  • ¿Cuáles son tus géneros favoritos?
Sobre todo leo novela y algo de relatos. Dentro de la novela, me chifla la negra, pero también cualquiera que tenga que ver con la Historia del siglo XX. Es una época terrible, guerras, colonialismo, revoluciones…, pero la encuentro fascinante, con hitos como la lucha de África por su independencia o la de la mujer por obtener la igualdad.
 
  • ¿Qué título que hayas leído recientemente nos quieres recomendar?
Venga, os recomiendo dos thrillers excelentemente escritos, El leopardo de la medianoche, del sudafricano James McClure, ambientada en la Sudáfrica del apartheid, y Correr a ciegas, de Javier Díez Carmona, que narra las peripecias de un fugitivo vasco en la Nicaragua postsandinista. En ambas se combinan dos de mis pasiones, género negro e Historia Contemporánea. Por otra parte, os recomiendo no perder de vista a autores navarros como Patxi Irurzun, Mikel Alvira o Eduardo Laporte y, en euskera, a Jon Arretxe y Alberto Ladron Arana.
 
 
 
 
 
 

lunes, 4 de noviembre de 2013

La canción de Mbama, de Javier Reverte

De vez en cuando hemos hablado en este blog de novelas guineanas, como El cooperante, Palmeras en  la nieve o Las tinieblas de tu memoria negra.
 
Unos son autores de aquí y otros de allá.
 
Algunas están ambientadas en la actual Guinea Ecuatorial y otras en la antigua Guinea Española.
 
Y algunas combinan ambas épocas.

Es este el caso, también, de La canción de Mbama, de Javier Reverte, uno de los autores españoles más prolíficos en lo que a África se refiere, y del que ya comentamos en su día el soberbio thriller El médico de Ifni.

La canción de Mbama es una novela corta, rápida, que resume cuarenta años de la vida de un médico navarro en Guinea, desde los años finales de la colonización española hasta la actualidad, pasando por la descolonización y las dictaduras de Macías y Obiang.

Y, pese a estar ambientada en África, lo que más de ha gustado de la novela es ese aire a western que desprende, con sus odios atávicos y sus deseos de venganza paciente.

Toca también otros temas interesantes, como el de la cooperación internacional, que ya vimos en la novela de Javier Oliva, la opinión nativa sobre la época colonial, aparecida la de Donato Ndongo o los de las relaciones amorosas/sexuales entre europeos y nativas, tratado en la novela de Luz Gabás.

En resumen, una estupenda novela para darnos un garbeo por el África hispana, tan desconocida, paradójicamente, por estos lares.


 

martes, 22 de octubre de 2013

Una antología de narrativa navarra

Dos años se cumplen hoy del nacimiento de este blog, surgido con evidente vocación ególatra, la de hablar de mí y de mi obra. Además, en este tiempo, hemos comentado muchas más cosas, novela policíaca, de espías, novela ambientada en África y alguna que otra noticia de actualidad.

Pero, sobre todo, esta ventana a la Estafeta me ha permitido leer abundante narrativa navarra.

Y como hay mucha gente que me pide recopilar todos mis comentarios sobre este tema en una única entrada, ahí os dejo los enlaces a todas las novelas (y algún libro de relatos) que han pasado por mis manos a lo largo de estos dos años. Todos, todos son absolutamente recomendables.


Me quedan, aún, muchos en la estantería: Rebeca Viguri, Eduardo Iriarte, Miguel Sánchez-Ostiz, Julia Montejo, Jokin Azketa, Carlos Bassas del Rey, Ismael Martínez Biurrun, Gonzalo Aróstegui, Mikel Zuza... Y son más los que espero con ganas que se vayan publicando en los próximos meses.

¿Quieres conocer la literatura navarra? Pues aquí tienes un buen puñado de ejemplos por donde empezar.


Foto de familia del encuentro organizado por el Diario de Navarra
 

martes, 15 de octubre de 2013

Cuarenta días de mayo, de Mikel Alvira

Mikel Alvira es uno de nuestros autores más prolíficos y de mayor éxito, como lo demuestra su activa legión de fans, que lo adora. Vamos, que es el Justin Bieber de la narrativa navarra, vasca o como quieras llamarla.

Polifacético, con una capacidad de comunicación desmesurada, escribe de perlas, por cierto.

Hace tres años sacó a la calle Cuarenta días de mayo. En esta novela, muy bien ambientada en la Pamplona de mediados de los años 50, narra el complot de un grupo de comunistas que quieren atentar contra Franco en una de sus visitas a nuestra ciudad.

Además de cumplir de forma soberbia con los cánones del género de espías trama adictiva, ritmo in crescendo y personajes atractivos, Alvira construye lo que podríamos denominar una novela de frontera, la física, la de la muga que nos une a Iparralde y que se convierte en una protagonista más, y la de los sentimientos, la de los personajes que nadan en la clandestinidad y la de los que no saben cruzar la barrera del amor.

Porque, como casi siempre en su obra, esta es sobre todo una novela de personajes, en la que, a mi juicio, destacan dos, el comisario Serrano, Serranito, y su novia Consuelo.

Y como, decíamos, Mikel Alvira es hombre polifacético, Cuarenta días de mayo es también un vino y un cortometraje.

Ahora anda promocionando En la tierra de los nombres propios.

Ahí es nada.

Los dos jóvenes autores en la Feria del Libro 2013 (foto Librería Nerea).

 

domingo, 13 de octubre de 2013

Correr a ciegas, de Javier Díez Carmona

Pocas veces me pongo con tantas ganas a comentar una novela. Me gustan muchas, claro, y lo suelo contar. Sin embargo, las joyas son escasas aunque, de vez en cuando, aparecen.

Correr a ciegas descansaba sobre la chimenea desde hace unos meses, esperando su turno, que por fin le ha llegado, y me ha pasado por encima.

Una novela que arranca citando a Antonio Flores y a Barricada promete.

Una novela que urde una trama apasionante, que te lleva de Bilbao a la Nicaragua sandinista y postsandinista, del Arenal a Managua, de la Ría a los lagos y volcanes nicaragüenses y la Cruzada Nacional de Alfabetización, promete.

Una novela que bucea en el alma de un abertzale, que en cierto modo coquetea con ETA y al mismo tiempo reniega de ella, promete.

Una novela con personajes contradictorios, difíciles, aquejados por complejos de culpa, por la miseria, por el desamor o por la heroína, promete.

Pero una novela que es, en cada página, una lección de literatura, no es una novela, no, es un novelón.

Con Javier Díez Carmona me he cruzado en algún que otro certamen de narrativa que, obviamente, siempre se ha llevado él. Intuía las razones leyendo los relatos que cuelga en su web. Pero este thriller apabullante me ha dejado indefenso, con la sensación de que me queda mucho por aprender.

Creo que pronto publicará otra.

En ascuas me tiene.

 

lunes, 7 de octubre de 2013

Balance de la Feria del Libro Antiguo y de Ocasión 2013

Vuelven los libros a las cajas de cartón, esperando a otra feria, aunque muchos ahora estén repartidos en las estanterías de tantos hogares.

Como siempre, han sido días de placer buscando y rebuscando esas novelas que siempre he querido tener.

Aquí va la lista de adquisiciones de este año, novela negra, navarra, ambientada en África, en Rusia o en la India británica. Ahora solo nos queda esperar a que llueva para disfrutarlos en mi sofá.

  • Las huellas erradas, de Eduardo Iriarte.
  • Cosecha roja, de Dashiell Hammett.
  • Violetas para Olivia, de Julia Montejo.
  • Canta la hierba, de Doris Lessing.
  • Sólo una muerte en Lisboa, de Robert Wilson.
  • La maravillosa vida breve de Óscar Wao, de Junot Díaz.
  • Reparto de despojos, de Paul Scott.
  • La casa Rusia, de John le Carré.
  • La justicia de los errantes, de Jorge Díaz.
  • La canción de Mbama, de Javier Reverte.


Os dejo con un fragmento de la gran serie británica La Joya de la Corona, basada en la tetralogía de Paul Scott El cuarteto del Raj, y que se cierra con ese Reparto de despojos que ya me está esperando.

 
 

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Volvemos a la senda del triunfo

Ayer se hizo oficial. Tras un par de años de menciones, accésits y puestos de finalista, he vuelto a ganar un concurso. Ha sido en Guadix, en Granada.

Para quienes disfrutamos alimentando el ego, recibir una noticia de este pelo nos hace sacar pecho, pues han concurrido más de cien relatos, procedentes de todos los países de habla hispana.

El jurado de la primera edición del Certamen Internacional Reino de Tartessos ha tenido la osadía, pese al riesgo que ello supone, de premiar mi relato Ese condenado hombre del tiempo.

En esta historia, que tanto debe a lo que yo llamo ruralismo mágico, todo un pueblo se agolpa ante el televisor para conocer, en blanco y negro, el pronóstico meteorológico en vísperas de vendimia. De este modo se establece una pugna, a través de los años, entre agricultores y ese condenado hombre del tiempo, que siempre, creen, les arruina los viñedos.

Padaya editará un libro con este relato y el resto de finalistas.

Aquí podéis conocer el contenido del fallo del concurso.

Solo me queda darle las gracias al jurado y animar a la organización para que esta sea la primera de muchas ediciones de este certamen literario.

Gracias, pues, de nuevo.

A todos.

A todas.

 

domingo, 22 de septiembre de 2013

Feria del Libro Antiguo y de Ocasión 2013

Ya tenemos instalada en la plaza del Castillo de Pamplona esa reunión de chollos y joyas en forma de libros. El sol acompaña (que dure) y da gusto ver los puestos repletos de público; ¿quién dice que el libro ha muerto cuando hay tanta gente dispuesta a darle segundas y terceras oportunidades?

La tendremos abierta hasta el 6 de octubre, todos los días, de 11 a 2 por las mañanas y de 5 a 9 por las tardes.

Ya he hecho mis primeras incursiones y me esperan en casa una Nobel de Literatura, Doris Lessing, un clásico de la novela negra, Dashiell Hammett y dos ejemplos de narrativa navarra contemporánea, Eduardo Iriarte y Julia Montejo.

Son estos, pues, días de búsqueda, de salivar y de hacerle estropicios al bolsillo.

Pero qué gusto.

Y, además, este año estrenan espacio en la web.

 

martes, 17 de septiembre de 2013

Finalistas y finalista

Hace unos días se dio a conocer la lista de finalistas del Premio Setenil al mejor libro de relatos editado en el último año.

Produce mucha alegría encontrarte entre ellos a autores a los que admiras, como Montero Glez, a los que te ganan un premio tras otro, como Miguel Sánchez Robles, o, simplemente, a los que escriben como los ángeles, como Patxi Irurzun.

Desde luego, a ver si hay suerte y gana Patxi; así, de paso, igual hasta me invita a una caña.

Estos son los diez títulos seleccionados:

La tristeza de las tiendas de pelucas, de Patxi Irurzun (Pamiela)
Aquí yacen dragones, de Fernando León de Aranoa (Seix-Barral)
Lazos de sangre, de Lola López Mondéjar (Páginas de Espuma)
Interior azul, de Anna R. Ximenos (Fondo de Cultura Económica)
Las batallas silenciosas, de Juana Cortés Amunarriz (Baile del Sol)
Vae victis, de Luis del Romero Sánchez-Cutillas (Tantin)
Vigilias efímeras, de Sergio Coello (Atlantis)
La piel de los extraños, de Ignacio Ferrando (Menoscuarto)
La soledad de los gregarios, de Miguel Sánchez Robles (Diputación de Cáceres)
Polvo en los labios, de Montero Glez (Lengua de Trapo).

Por otra parte, también se ha fallado un concurso novedoso, el Sucedió en la Feria, dedicado a las fiestas de Albacete que hoy terminan y en la que he resultado finalista, condición que he compartido con otro señor cuya obra admiro, Miguel Ángel Carcelén, que me precedió en su día en el palmarés del Premio de Novela López Torrijos.

Apoyando a Patxi Irurzun (foto Carmelo Butini)


 

jueves, 12 de septiembre de 2013

El informe Müller, de Antonio Manzanera

Ya hemos comentado en otras ocasiones que la novela de espías en castellano vive una época de esplendor, gracias a autores como Andrés Pérez Domínguez, Carlos Díaz Domínguez o, en cierto modo, Ignacio del Valle.

A este trío se ha unido recientemente Antonio Manzanera con El informe Müller, novela ambientada en la Alemania de postguerra, en la que un historiador británico y un agente de la CIA investigan el paradero de Heinrich Müller, el antiguo jefe de la Gestapo.

Tras un arranque soberbio, que destila aroma a las mejores novelas clásicas del género de Frederick Forsyth y John Le Carré y en el que nos encontramos con la pista de personajes paradigmáticos de la Guerra Fría como Burgess o Kim Philby, los dos investigadores desgranan a través de sus pesquisas aspectos tan interesantes como los últimos días de vida de Adolf Hitler en el búnker de Berlín o la intrincada red de espías y agentes dobles que se formó en Europa, a ambos lados del Telón de Acero, tras la Segunda Guerra Mundial.

Manzanera (que los economistas nos dediquemos a la literatura en tiempos de crisis dice mucho de la época que vivimos) emplea con acierto una estructura narrativa lineal, en esa Alemania de mediados de los años 50, con frecuentes flashbacks al ocaso nazi, para ir incrementando paulatinamente el ritmo y la intensidad de la obra conforme esta se acerca a su desenlace.

El informe Müller es, pues, una novela apasionante para cualquier aficionado al género, tal vez un poco fría en ocasiones, característica que, por otra parte, tampoco desentona en un entorno como el de aquellos personajes que se vieron envueltos en el final de una guerra tan atroz como la de 1939-1945 y en el arranque del conflicto que dividió al mundo en dos bloques durante más de cuarenta años, hasta la caída del Muro de Berlín.

lunes, 12 de agosto de 2013

Novela negra sudafricana (V)

Con esto del boom de la literatura criminal que nos llega desde el sur de África, son muchas las oportunidades que se nos brindan para descubrir autores de la tierra de Nelson Mandela.

El último que ha pasado por mis manos ha sido Roger Smith, nacido en Johannesburgo, con su potente novela Diablos de polvo. Ambientada en la actualidad, en esa Sudáfrica que ya dejó atrás el apartheid, pero que ha creado nuevas fronteras en el seno de su población, las socioeconómicas, que tan bien conocemos en el resto del mundo.

Así, esta novela nos presenta esta nueva Sudáfrica multirracial, en la que ya no son ilegales las relaciones sexuales interétnicas, pero en la que campa la corrupción y los poderosos siguen siéndolo, aferrados a las viejas tradiciones, y en la que las mujeres, también como en tantas otras partes del mundo, son meros objetos de intercambio.

Es una historia de venganza, de retorno al pasado, de resurrección de viejos fantasmas, de hasta dónde pueden llegar las personas llevadas al límite, pero también es una historia de amor y lealtad, envuelta toda ella en un mundo tan violento, en el que la vida tiene tan poco valor, que angustiará al público que solo busque un thriller entretenido con el que pasar el rato.

Porque Diablos de polvo es mucho más que un etnothriller, es un puñetazo salvaje en el estómago de quien la lea.

Por último, hay que destacar la cuidada traducción y edición de Es Pop, a la que hay que agradecer que nos haya traído este magnífico regalo en forma de literatura africana.

jueves, 8 de agosto de 2013

Los ojos del ángel

No soy muy bueno escribiendo microrrelatos, pero de vez en cuando me sale alguno decente. En San Sebastián de los Reyes, en el concurso literario que organizan sobre el encierro, han tenido la gentileza de darle una mención a este.


Los ojos del ángel

Sé que no lo hago bien. Sé que no se debe actuar así, lo sé, me lo han explicado muchas veces, demasiadas, pero no puedo evitarlo. Sé que debo mantener los ojos abiertos, bien abiertos, permanecer atenta a todos los detalles, ver por dónde llega cada toro, cada corredor.
Pero no lo consigo.
Nunca.
Por más que lo intente.
Una mano aferrada a la madera, la otra a la de mi compañero más próximo.
Mis ojos cerrados.
Cerrados.
Hasta que, por fin, suena el último cohete y llega por radio el anhelado «sin novedad».
Sin novedad.
Gracias.
Ya puedo abrir mis ojos, recoger la camilla y volver a la ambulancia.
 

martes, 6 de agosto de 2013

La última batalla, de José Javier Abasolo

Aunque sí en euskera (desde la visión un tanto naïf de Bernardo Atxaga en Soinujolearen semea/El hijo del acordeonista a la atroz de Jokin Muñoz en Bizia lo/Letargo), ETA no ha estado demasiado presente en la literatura vasca en castellano. Y, desde luego, no en la literatura policíaca.

José Javier Abasolo, gurú de la novela negra vasca, una auténtica enciclopedia andante sobre el género, aborda el tema en una nueva entrega de Goiko, ese detective bilbaíno, exertzaina, protagonista ya de una serie, al igual que ocurre con otros investigadores vascos de novela, como el Touré de Jon Arretxe o la Amaia Salazar de Dolores Redondo.

En La última batalla, Abasolo construye una trama negra, negrísima, que combina dos momentos temporales separados por casi treinta años, el actual, en el que ETA está llamada a desaparecer, y la época de la reconversión industrial, en la que la heroína campaba por sus respetos por nuestras calles.

En sus pesquisas, Goiko se topa con el entramado tan complejo que durante años ligó a la propia ETA, al narcotráfico y a los cuerpos policiales. Todo ello en un ambiente, como comentábamos antes, negro, negrísimo, en una novela absolutamente trágica, dramática, sucia, que te lleva al más absoluto desasosiego de la mano de la droga, el paro y la violencia político-terrorista-policial.

Tan solo algunas pinceladas divertidas del carácter cínico del protagonista nos rescatan, con cuentagotas, de esa atmósfera angustiosa.

Si todos estos elementos ya hacen de La última batalla una novela más que a tener en cuenta, el impecable estilo literario con el que está construida y redactada la convierten en imprescindible.

martes, 16 de julio de 2013

Noticias literarias (sanfermineras)

Durante la semana pasada, no era extraño cruzarse por las calles de mi barrio con gente como Mikel Alvira, Tim PinksPatxi Irurzun, Aitor Iragi o John Hemingway.

Son las cosas que te da la capitalidad del mundo.

El caso es que, a lo largo de esos días, dos noticias me han alegrado aún más el espíritu sanferminero.

Por un lado, la concesión de una mención especial a mi cuento Los ojos del ángel en la X Edición del Concurso de Microrrelatos El Encierro de San Sebastián de los Reyes. Se ve que tantos años asomado a la Estafeta empiezan a darme algo de fundamento en el género taurino.

Pero, por otra parte, lo que me hizo dar volteretas por los adoquines de la calle fue la confirmación por parte de mi editorial, Ledoria, de la publicación de mi próxima novela allá por primavera.

Así que, si todo va bien, en abril me tendréis de nuevo en vuestras librerías.

En fin, que voy a ver si recojo la última colada blanca.


miércoles, 19 de junio de 2013

Las manos del carpintero - Arotzaren eskuak, de Ladron Arana

Al hilo del éxito arrollador de El guardián invisible de Dolores Redondo, Iban Zaldua comentaba el otro día que el nacimiento del thriller navarro no es cosa de 2013, sino que viene de antes, de mucho antes. Mencionaba, entre otros, a Jon AlonsoAingeru Epaltza y Alberto Ladron Arana, figuras portentosas de la novela de intriga en euskera. No sería justo tampoco olvidarnos de Jon Arretxe.

En castellano, otra mujer, Reyes Calderón, triunfa con novelas que mezclan lo policíaco y lo judicial. Y tampoco deberíamos olvidarnos de mí mismo, coño, que por algo me llevé el López Torrijos de 2011 con Beautiful Rhodesia.

Este año, los castellanoleyentes hemos tenido la oportunidad de acercarnos a la traducción de Arotzaren eskuak, Las manos del carpintero, de Alberto Ladron Arana.

Y me la he merendado en dos tardes.

Con una protagonista femenina espléndidamente dibujada, acosada por sus problemas de autoestima, y que no duda en sumergirse en sus fantasmas familiares para verse inmersa en una trama de investigación que mezcla asesinos en serie, robos de arte y Segunda Guerra Mundial, Ladron Arana nos lleva a ritmo trepidante por Navarra, Gipuzkoa, Iparralde y Francia. Su prosa hábil así se lo permite, desvelando con dosis medidas cada elemento de la trama, de forma que no puedas despegarte de sus páginas.
 
No es de extrañar, pues, que la versión en euskera ande ya por la decimoquinta edición.

Así que ya tengo ansiedad por encontrar en las librerías traducciones de sus otras novelas.

O por volverme al euskaltegi.

viernes, 14 de junio de 2013

Fin de curso en el Club de Lectura

Con unas cervecillas hemos cerrado el curso en el Club de Lectura de la Biblioteca de San Jorge. Mes a mes, nos hemos reunido para hablar de lo que más nos gusta: los libros.

Estos son los que han caído a lo largo de estos trimestres:
  1. Catedral, de Raymond Carver.
  2. A sangre fría, de Truman Capote.
  3. El hijo del acordeonista, de Bernardo Atxaga.
  4. Los girasoles ciegos, de Alberto Méndez.
  5. En el nombre del cerdo, de Pablo Tusset.
  6. Sukkwan Island, de David Vann.
  7. Letargo, de Jokin Muñoz.
La verdad es que no sabría con cuál quedarme. Si tengo que elegir, apuesto por el cariño de los bibliotecarios y las charlas con Patxi Irurzun y mis compañeras y compañeros de club.

Y ahora, para afrontar el verano, me he traído a casa Crimen y castigo, de un tal Fiodor Dostoievski.

 

martes, 11 de junio de 2013

V Certamen Internacional de Microrrelatos de San Fermín

Un año más, los inconscientes de blogsanfermin.com confían en este destalentao para formar parte del jurado del, ya, V Certamen Internacional de Microrrelatos de San Fermín.

Ayer lo confirmaron oficialmente.


Ya podemos confirmar que, al igual que en las últimas ediciones del certamen de microrrelatos, el acto de publicación del fallo del Jurado y posterior lectura de las diez mejores obras será retransmitido en directo en streaming.

El acto dará comienzo este jueves días 13 a las 19:30 horas. Como ya sabéis, se celebrará en el Salón del nuevo Casino Principal de Pamplona, en la plaza del Castillo. La entrada es libre.

Por nuestra parte, estamos apurando las valoraciones para ofrecer al Jurado independiente las que a nuestro modesto entender son las 20 mejores obras recibidas. Es nuestra obligación decir que el nivel ha sido francamente alto, y que no deja de sorprender la capacidad de los participantes para seguir aportando originalidad y calidad tratándose de un tema acotado.

El Jurado repite. No nos cansaremos de agradecer la dedicación desinteresada de estos cuatro “profesionales” de las letras:

José Luis Allo

allo

Eduardo Laporte

laporte

Carlos Erice

erice

Patxi Irurzun

irurzun

lunes, 10 de junio de 2013

Balance de la Feria del Libro

Mientras andan desmontando las casetas de la plaza del Castillo, llega la hora de hacer balances. Como siempre, he pasado buenos ratos charlando con libreros y autores, pero, cuando me he sentido feliz de verdad, ha sido a la hora de revolver entre los libros en busca del deseado.

Y aquí está la lista de adquisiciones de 2013:

  • Las manos del carpintero, de Alberto Ladron Arana.
  • 612 euros, de Jon Arretxe.
  • El informe Müller, de Antonio Manzanera.
  • La última batalla, de Jose Javier Abasolo.
  • Las espuelas del deseo, de Rebeca Viguri.
  • Aki y el misterio de los cerezos, de Carlos Bassas Del Rey.
  • El anarquista que se llamaba como yo, de Pablo Martín Sánchez.
  • Cuarenta días de mayo, de Mikel Alvira.
  • Donde viven los dioses menores, de Jokin Azketa.
  • Libro de los Teobaldos, de Mikel Zuza.

Y, de regalo, La polla más grande del mundo, de Patxi Irurzun.

Me he dejado unos cuantos por comprar para más adelante, cuando mi cartera se recupere del chandrío.

Pero vamos, que estoy deseando que llegue el 6 de julio para empezar a leer.

Ejem.

Con Mikel Alvira y sus 'Cuarenta días de mayo' (foto Librería Nerea).


 

sábado, 1 de junio de 2013

El perfil de los sueños, de Maribel Romero Soler

No suelo leer novelas premiadas, no acostumbro, no sé por qué. La excepción, obvia, son las que han ganado el López Torrijos.

Si en su día me parecieron magistrales El vuelo de las aves, La voz del mar y La caja de música y el filólogo asesinado qué decir de Beautiful Rhodesia que no haya dicho, bueno, sí, que os la leáis de una santa vez, coño, la ganadora de 2012 es, sencillamente, una obra de arte en 150 páginas.

Maribel Romero Soler, en El perfil de los sueños (ed. Ledoria), nos sumerge en una historia de amor aparentemente sencilla y deliciosa, en la que dos seres tristes encuentran la alegría en el cariño que aprenden a darse. Ella, una mujer hermosa y con un marido perfectamente imbécil, y él, un escritor pobre de ganas con el que yo me identifico de cojones.

Junto a ellos, unos personajes secundarios de los mejores que me he encontrado nunca. El imbécil del marido, qué bien descrito por Maribel con cuatro trazos de su personalidad; el abuelo misterioso, atormentado y cómplice; la tabernera; el agente literario...

Pero el gran hallazgo de esta novela reside en haberla sabido llevar a un entorno rural absolutamente mágico y verosímil deudor, puede, del realismo mágico latinoamericano—, a través de un lenguaje muy natural, cercano, lleno de ritmo y de excelencia literaria.

Vamos, que después de leerla no he podido dejar de pensar en qué fácil saltan algunas el listón que yo puse en 2011.

Y la mejor conclusión de todo esto no es otra que el Certamen de Novela Correduría López Torrijos y Montalvá se consolida como un concurso limpio y libre que ofrece unas novelas que para sí las quisieran otros premios.

No os las perdáis, de verdad, que no os arrepentiréis.
 

jueves, 30 de mayo de 2013

Feria del Libro de Pamplona 2013

Arranca ya la Feria del Libro de Pamplona, en una plaza del Castillo tomada por unas cuantas librerías de la ciudad hasta el próximo 9 de junio.

Este año no estaré firmando nada, aunque sí tendréis la oportunidad (espero) de conseguir Beautiful Rhodesia, ese novelón, con un 10% de descuento. Y seguro que me veis por ahí más de un día, dejándome euros y cazando autógrafos.

No faltéis, buenos libros navarros os esperan.


Foto Diario de Noticias (Javier Bergasa)


PROGRAMA:

31 DE MAYO:

De 10:30 h. a 11:30 h.: espacio para la lectura.

11:30 h.: inauguración de la feria.

12:00 h.: presentación "Los pajes de Tafalla. Pioneros de la Jota Navarra".

19:00 h.: "Uxue Barkos. Contra viento y marea" con Uxue Barkos.


1 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: presentación de libros "Aitor y los vascones". Homenaje a Rafa Ramos.

13:00 h.: firma de libros "La tristeza de las tiendas de pelucas". Autor: Patxi Irurzun.

18:00 h.: firma de libros "Nur eta denboraren liburua" y "Nur y el libro del tiempo". Autor: Toti Martínez de Lezea.


2 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: taller de animación a la lectura. Aranzazu Ansuategui.

18:00 h.: presentación "Never, el caballero de la luna". Autor: Thaÿs Lazcano López.

19:00 h.: presentación "Ayer mismo, de Francisco" . Autor: Javier Zudaire.


3 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: presentación "La cámara de Comptos" y "Kontuen Ganbera". Autor: Fermín Erbiti.

18:00 h.: presentación "Nobleza titulada y organización señorial en Navarra. Siglo XVII". Autora: Rocío García Bourrellier.

19:00 h.: presentación "Las grietas de la inocencia". Autora: Anaïs Bahillo.


4 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: presentación "Libro de los Teobaldos". Autor: Mikel Zuza.

12:45 h.: presentación "Agua turbia". Autor: Aingeru Epaltza.

18:00 h.: presentación "Navegando por la mente". Autor: Leonardo Resano Tejedor.

19:00 h.: presentación "Unidos por la verdad 1936-2012". Autor: Gorka Moreno.


5 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: presentación "612 euros". Autor: Jon Arretxe.

18:00 h.: presentación "Descripción de Cuadros para Guillermo". Autor: Santiago Elso Torralba.

19:00 h.: presentación "Tras las sombras". Autora: Loli Albero Gil.


6 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: presentación "Los muros del cielo, Loyola 1954-1956". Autor: Eugenio Arraiza Rodríguez
Monte.

18:00 h.: Presentación "Zugzwang: ¿Quién mueve? Lo que el ajedrez aporta a la comuncación de crisis". Autor: Enrique Cobos Urbina.

19:00 h.: presentación de "Aki y el misterio de los cerezos". Autor: Carlos Bassas Del Rey.


7 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

12:00 h.: presentación "La derrota de Carlomagno (Investigación sobre la batalla de Roncesvalles. 778)". Autor: Iñaki Sagredo.

17:30 h.: presentación "Cartas desde la cárcel". Autor: Javier Díaz Arbizu.

18:30 h.: "Palabras contra la guerra".


8 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura y taller de animación a la lectura con Aránzazu Ansuategui.

12:00 h.: presentación "Peña de cine".

18:00 h.: presentación "Tengo trastorno bipolar". Autor: Sergio Saldaña.

19:00 h.: presentación "El mar que te debía". Autor: Mikel Alvira.


9 DE JUNIO:

De 10:30 h. a 12:00 h.: espacio para la lectura.

 

martes, 28 de mayo de 2013

Criaturica

Siempre es agradable ver cómo echa a andar una de tus criaturas. Mañana miércoles 29 se presenta el libro conmemorativo del VIII Certamen Literario Sagrario Resano, ese concurso txantreano que todos los años quiero ganar y nunca consigo.

Aunque esta vez un cuentito mío se ha hecho un hueco entre los mejores.

Mañana miércoles veré sus primeros pasos, pues, de la mano de la Asociación Cultural Txantrean Auzolan.

 

viernes, 24 de mayo de 2013

Literatura colonial portuguesa (V)

Cuando faltan pocos meses para que se conmemoren los 40 años de la Revolución de los Claveles, que puso fin a trece años de guerra colonial, en Portugal se preparan para una nueva avalancha de novelas ambientadas en las selvas y matas de Angola, Guinea y Mozambique.

Una de las primeras en ser publicadas, apenas diez años después del final del conflicto, fue esta Autopsia de un mar de ruinas. Su autor, João de Melo, destinado en Calambata (norte de Angola) a comienzos de los años 70, fue, como Lobo Antunes, miembro de los servicios médicos del ejército portugués. Lo que allí vio, lo que allí sufrió, ha marcado su obra literaria.
 
La estructura de esta novela alterna dos voces opuestas, la de los soldados portugueses, en los capítulos impares, y la de los nativos africanos, en los pares.

Así, de una parte, compartimos las experiencias bélicas, tan próximas a la locura, de aquellos jóvenes reclutas obligados a cumplir el servicio militar a miles de kilómetros de sus hogares. A través de esas páginas, podemos vivir sus momentos de pánico en combate, la crueldad con la que trataron a los africanos y el desprecio del que fueron objeto por parte de los colonos blancos.

El punto de vista nativo, en cambio, ofrece la miseria de un sistema social racista, colonial, con familias enteras desplazadas de sus lugares de origen y confinadas en sanzalas, aldeas artificiales en las que la policía y el ejército portugués pretendían controlar a la población civil y evitar su contacto con los movimientos guerrilleros independentistas. El gran mérito literario de João de Melo lo encontramos precisamente en estos capítulos, en los que los nativos se expresan desordenadamente en el idioma de los colonizadores (cabe destacar, en este punto, la extraordinaria traducción de Rebeca Hernández, asesorada por el propio Melo). Así, conoceremos su pobreza inmensa, el maltrato que sufren, los abusos de todo tipo, y casi siempre bajo un prisma femenino, en una nueva muestra de que las mujeres son las grandes víctimas de cualquier guerra.

Autopsia de un mar de ruinas es, pues, otro gran relato, descarnado, de aquellos años oscuros de la historia africana y portuguesa, pero es también, y sobre todo, un brillante ejercicio literario donde el agua y la sangre todo lo salpican.

 

domingo, 19 de mayo de 2013

Encuentros en Aróstegui, 2013

Uno, que conforme se acerca a la madurez empieza por fin a conocerse, ya había anunciado a Rebeca Viguri y Patxi Irurzun sus intenciones de perderse en el camino a Aróstegui, en el valle de Atez. Afortunadamente, nuestro retraso no resultó demasiado ridículo.

Espero.

Allí nos esperaba Ignacio Lloret, organizador de este encuentro anual dedicado al género del relato, al que también asistieron Mikel Alvira, Pablo J. Ojer y otra nevada de mayo.

Encuentro de escritores, bronca segura.

Pues no, ya lo siento.

Al contrario.

A lo largo de doce horas, pusimos en común nuestros relatos, nuestras ambiciones, nuestras quejas (pocas, curiosamente) y, en definitiva, nuestro entusiasmo por este vicio llamado narrar, en una jornada de esas que se te quedan dentro, muy dentro, para siempre, y que te empujan a seguir en esta lucha cotidiana por llegar a ser, algún día, escritor.

Muchas gracias.

Lo pasé de puta madre.

Foto de Pablo J. Ojer


 

domingo, 12 de mayo de 2013

Novela negra sudafricana (IV)

Nacida en Swazilandia, Malla Nunn vivió su infancia en la Sudáfrica del apartheid clasificada como mestiza, siguiendo las normas de aquel formidable y paranoico aparato burocrático-policial que segregaba a las personas en función de su color de piel.

Afincada en Australia desde la década de los 70, aquellas vivencias infantiles quedan reflejadas en su obra literaria. Así, en Un hermoso lugar para morir, novela ambientada en la Sudáfrica de los años 50 en los que la Ley de Inmoralidad prohibía las relaciones sexuales interraciales, la mezcla (o no mezcla) entre razas es el detonante del asesinato del comisario de policía afrikáner de una pequeña localidad rural fronteriza con el Mozambique colonial portugués.

Emmanuel Cooper, agente de la Policía Judicial, es asignado al caso y, a través de sus investigaciones, conoceremos de primera mano las intrincadas relaciones entre las comunidades bóer, inglesa, zulú e incluso judía del país.

Este policía, veterano desquiciado de la Segunda Guerra Mundial, es todo un descubrimiento (los pasajes en los que se le meten en la cabeza las órdenes y broncas del sargento escocés a cuyas órdenes sirvió en Europa son geniales), y podemos seguir sus andanzas en la segunda entrega de la serie, también editada por Siruela, Que los muertos descansen en paz.

Así pues, nos encontramos ante otro gran ejemplo de la novela negra sudafricana, tan en boga en los últimos tiempos.

Malla Nunn, fotografiada por Jacky Ghossein


 

martes, 7 de mayo de 2013

Majorettes en Rhodesia

Media Pamplona conoce la pasión que mis compañeras de investigación sanferminera, Amaia y Ruth, sienten por las majorettes.

Así que se sentirán felices al ver este vídeo de un grupo de majorettes rhodesianas desfilando por las calles de Bulawayo (hacia el segundo 30), en los años 50, en el transcurso de la Youth Week.

Va por vosotras.

 

lunes, 6 de mayo de 2013

El cooperante, de Javier Oliva

A estas alturas de la película, no es sorpresa para nadie confesar que me gustan las historias africanas. Me gusta leerlas y me gusta escribirlas.

Por eso, cuando hace unos meses Ledoria anunciaba la publicación de El cooperante, novela ambientada en Guinea Ecuatorial, empecé a salivar.

Javier Oliva vino a presentarla a Pamplona, a Elkar Comedias, la vieja Xalbador, a finales de marzo. Congregó a un buen número de fans latentes, a los que nos contagió su pasión verborreica por África. Yo, claro, salivando aún más.

Porque este tío ha sabido mezclar sabiamente en un novelón de más de setecientas páginas la crónica del trabajo cotidiano de un grupo de cooperantes en la vieja colonia española con una absorbente trama de tráfico de drogas y armas.

Y ha conseguido dibujar un personaje, Héctor Boomerang, cínico, descreído y contradictorio, que ha pasado a formar parte de la galería de los mejores agentes secretos que me he encontrado en mi vida lectora. Quién sabe si algún día a Javier le da por recuperarlo y mandarlo de nuevo a África.

Merecería la pena.

Porque El cooperante es todo un regalo para los amantes de los etnothrillers.

 

viernes, 3 de mayo de 2013

Fallo del concurso Historias de Anaita

Este próximo jueves 9 de mayo, a las 20:00 horas, en la sala de cine del bar de la S.C.D.R. Anaitasuna de Pamplona, tendrá lugar el acto de proclamación de microrrelatos ganadores de esta primera edición del certamen Historias de Anaita.

En esta sencilla ceremonia, se procederá a la apertura pública de las plicas ganadoras y a la lectura de las mejores obras en las cuatro categorías (infantil, en euskera y castellano, y adulta, también en ambos idiomas).

Como miembro del jurado, no puedo explicaros cuánto he disfrutado leyendo estas pequeñas historias tan ligadas a nuestra querida Anaita.

¡Nos vemos el jueves!

 
***Puedes consultar los resultados del certamen en los comentarios de este mismo artículo.

 

martes, 30 de abril de 2013

María José Aguilar gana el López Torrijos de novela 2013

Pocas noticias literarias suelen alegrarme tanto como la convocatoria del Certamen de Novela Correduría de Seguros López Torrijos y Montalvá, de una parte, y, por otra, su resolución.

Mario Lamela, mayordomo del concurso, me comunicó ayer el fallo, tan puntual como siempre.

La novela ganadora, Siete puentes sobre el Sena, es obra de la escritora sevillana María José Aguilar, y de ella el jurado destaca:

  • la frescura, la amenidad y el desenfado narrativo que hacen mantener el interés lector a lo largo del desarrollo de la acción, sobre todo, en su desenlace final.
  • la sinceridad en los sentimientos y la sencillez de los valores que marcan la vida trascendiendo generaciones, épocas y circunstancias históricas, ámbitos sociales: el respeto al saber heredado, el afán de búsqueda y de conocimiento, el ansia de ser amado.
  • la magia creada, que genera el deseo de querer convertirse en partícipes de la historia, en alguno de sus personajes, en sentir lo que sentían al contemplar los siete puentes sobre el Sena.

Como siempre por estas fechas, me entran la nostalgia y la envidia.

Desde aquí mi más sincera felicitación para la organización, el jurado y, sobre todo, para ti, María José.

No sabes lo que vas a disfrutar a partir de ahora.


María José Aguilar (foto cedida por la organización del Certamen)

 

lunes, 8 de abril de 2013

I Potes y Libros, con Patxi Irurzun

El próximo 22 de abril, lunes, a las 19.47, en la Peña Anaitasuna (calle San Francisco 14, Pamplona-Iruñea) inauguramos un ciclo literario-líquido, Potes y Libros, que hará las delicias de todas aquellas personas incapaces de echarse un pote si no lo hacen con un buen libro entre las manos.

Para empezar, tendremos la suerte de contar, como estrella invitada, con Patxi Irurzun, que nos hablará de su último éxito La tristeza de las tiendas de pelucas y de mil cosas más, que temas no le faltan.

No falles, la entrada es libre y tendremos la barra abierta, sed y muchas ganas de buenos relatos (y de vino, y de cerveza, y de lo que se tercie).

 

lunes, 25 de marzo de 2013

Lágrimas sobre Gibraltar

Alguna vez he comentado la escasa atención que la literatura española ha prestado a la novela de espías. Así como el género negro en castellano ha sido siempre pujante y en la actualidad vive una época de esplendor, los agentes secretos (tal vez por eso, por ser secretos) no han gozado de demasiada presencia en los escaparates de nuestras librerías. Afortunadamente, existen algunas excepciones, como las encarnadas por Andrés Pérez Domínguez y, en cierto modo, por Ignacio del Valle.

Pues bien, estos días he descubierto a alguien que puede erigirse en la gran figura del género. Me refiero a Carlos Díaz Domínguez y a su espléndida novela Lágrimas sobre Gibraltar.

Ambientada al final de la década de los 60, cuando Franco decidió cerrar la verja que separaba la colonia británica del resto de la Península Ibérica, Lágrimas sobre Gibraltar describe un plan para la invasión militar de la Roca.

Narrada con ritmo trepidante y exquisita perfección formal, nos introduce en un apasionante duelo de espías entre los entonces incipientes servicios secretos españoles, el Seced, precursor del Cesid y del actual CNI, y los legendarios MI5 y MI6 británicos. Para ello, Díaz Domínguez no duda en mezclar en la trama personajes de ficción con reales como Carrero Blanco, el premier inglés Harold Wilson y el propio Franco; incluso, el autor juega con la presencia del seleccionador español de fúbol Kubala y jugadores de la época como Asensi o Gento, pues un partido de fútbol entre las selecciones de España y Finlandia será la tapadera perfecta para concentrar a cientos de legionarios en la frontera gibraltareña.


Nos encontramos, pues, ante un novelón de esos que se leen en un suspiro, que hará las delicias de los amantes del género y vencerá las reticencias de aquellos que consideran que la novela de espías es un género menor.

Porque, ante todo, Lágrimas sobre Gibraltar es un ejemplo de alta literatura; eso sí, la mar de entretenida, algo que, desconozco la razón, repugna a tanta gente.

miércoles, 20 de marzo de 2013

Tim Pinks

Estos días visita Pamplona el autor británico Tim Pinks. Resulta que esta mañana me lo he encontrado por ahí y hemos decidido quedar para compartir cervezas y libros.

Así que me he acordado del artículo que salió en noviembre de 2012 en blogsanfermin.com, al hilo de la publicación de su Bullseye.


Visitar La Casa del Libro en la Estafeta puede depararte sorpresas, como la que me cayó hace unos meses. Allí asistí al encuentro casual entre el escritor estrella de la calle, Carlos Erice Azanza, y otro autor, británico en este caso, llamado Tim Pinks.

Así que no tuve más remedio que salir con el último libro del escritor londinense nacido en Libia, Bullseye, debajo del brazo.

La edición española, que incluye la versión original en inglés y una brillante traducción al castellano, fue presentada en Pamplona y en Sevilla.

Se trata de un cuento largo, o una novelita corta, en la que el autor describe los sentimientos y peripecias de un miura embarcado para San Fermín.

No es la primera vez que me enfrento a este recurso literario, en el que un toro nos cuenta su vida. Abundan microrrelatos con este enfoque en el concurso que organiza este blog. Lo que hace destacable este libro es la habilidad casi poética con que envuelve la historia. Nos traslada de forma deliciosa y sencilla a ese mundo que solo los toros conocen, a esa Pastolandia (Pastureland) que combina magia y ecología y a esos cielos nocturnos que nos observan a través de las estrellas, que no son sino ojos de toro, de toro mítico y místico.

Y, desde luego, si algo demuestra Tim Pinks con esta obra, es un amor desmesurado por Pamplona y sus fiestas. Amor y profundo conocimiento, con momentos hilarantes como el de la cuadrilla de toros navarros que hablan mu-skera, se saludan con un Kowxo y hacen música en un grupo llamado los Imp-eka-bulls (este es un chiste muy local, difícil de explicar, pero que me ha provocado un buen descojono).

Por cierto, el año que viene Pinks cumplirá, si no me equivoco, los 30… Sanfermines.

En fin, este es un regalo más que recomendable para Navidad y, desde luego, para afrontar la primera cena de escalera de 2013.